Varias docenas de contenedores de un barco carguero con bandera panameña han terminado este miércoles en las islas holandesas de Terschelling y Vlieland, donde la población local ha saqueado su contenido, que incluye juguetes, televisores de pantalla plana o muebles de Ikea, entre otros objetos, según ha informado la cadena de televisión holandesa RTL Nieuws y otros medios locales.

La guarda costera holandesa ha explicado que los contenedores se habrían caído desde el carguero MSC ZOE al mar del Norte, cerca de isla alemana de Borkum, desde donde han flotado a la deriva empujados por el viento hasta territorio holandés.

Más información

Los medios holandeses ya han mostrado a varias personas en las playas apropiándose de los paquetes que han aparecido en su costa, entre los que también habían ropa e incluso piezas de coche, como si se tratará de unos Reyes Magos anticipados.

Además de a las islas de Terschelling y Vlieland, algunos contenedores han llegado cerca de las también holandesas Ameland y Schiermonnikoog. El servicio de guardacostas holandés, según esos medios, ha advertido de que aún no se han localizado otros tres contenedores que aún están a la deriva y que contienen materiales peligrosos.

Fuente: Cinco Días