La empresa que preside Juan Villar-Mir de Fuentes resolvió el problema del vencimiento de sus avales en España y mantiene el apoyo de sus entidades financieras de referencia. CaixaBank, Santander, Bankia, Société Général, Crédit Agricole y Sabadell prorrogaron los avales por 313 millones que tienen concedidos a OHL para proyectos en España. La nueva fecha de vencimiento es el 30 de septiembre, y ahora la misión es que antes de octubre se logre un mayor plazo e incluso se amplíe el importe hasta los 500 millones de euros, según fuentes financieras.

La CNMV ha pasado el escáner a las cuentas de OHL en 2018. Y, el viernes 23 de agosto, el supervisor publicó las respuestas a las cuestiones que le había planteado. Una de ellas, relativa a las posibles incertidumbres del grupo, está en las garantías para alcanzar la contratación prevista de 3.000 millones a lo largo de 2019, después de lograr 1.520 millones en el primer semestre. “El grupo tiene en curso negociaciones con las entidades financieras […] para extender y en su caso ampliar la línea de avales dispuesta por importe de 313 millones de euros, cuyo vencimiento está fijado para el 30 de junio”. Pues bien, ese hito ya está superado.

Como revela la empresa en otro documento, el 28 de junio realizó una “nueva novación sobre la línea de avales consistente en extender la fecha de vencimiento hasta el 30 de septiembre”. OHL, a cambio, tiene un depósito en efectivo de 140 millones de euros como garantía de esos avales. La misión ahora es evitar un nuevo microplazo de tres meses para la validez de esos avales y, en la medida de la posible ampliar la cuantía hasta el entorno de los 500 millones de euros, según fuentes financieras.

Una portavoz de la compañía, que declina comentar esta información, destaca que las relaciones con las entidades financieras están completamente normalizadas. Las fuentes consultadas señalan que los bancos de cabecera de OHL solicitaron que la constructora contratara un asesor para optimizar la estructura de la deuda. El elegido como asesor global financiero, tras un concurso en el que habían preseleccionado a tres, fue JPMorgan, como publicó CincoDías el 13 de junio.

Más información

Las seis entidades financieras mencionadas dirigen ahora la mirada a los bonos que mantiene la empresa por 666 millones y que vencen en los meses de marzo de 2020 (73 millones), 2022 (323 millones) y 2023 (323 millones). La deuda que expira el próximo año cotiza a un precio del 95% sobre el nominal, si bien los otros dos bonos se negocian en el entorno del 70%. Fuentes financieras indican que lo lógico es que OHL tome alguna decisión sobre esos bonos.

La buena noticia es que OHL, tras la venta de su filial dedicada a concesiones en abril de 2018 al fondo de infraestructuras IFM por 1.991 millones, canceló su deuda bancaria y recompró bonos por 228 millones en mayo de ese ejercicio. Así, a cierre del pasado junio, contaba con una posición de liquidez de 824 millones de euros que le deja margen de maniobra.

Avales por más de 3.500 millones en todo el mundo

Estados Unidos. Fuentes financieras señalan que el importe de los avales que OHL negocia con CaixaBank, Santander, Bankia, Société Générale, Crédit Agricole y Sabadell son solo una pequeña parte del total. La capacidad de avales en todo el mundo del grupo constructor supera los 3.500 millones de euros. Las mismas fuentes indican que al otro lado del Atlántico tiene avales activos por unos 2.000 millones de euros. OHL explica a la CNMV que ha creado un comité de contratación que tiene por objeto controlar el nivel de riesgo asumido en las ofertas, evitando participar en aquellos casos en los que podría verse comprometida la rentabilidad futura más allá del riesgo normal.

Fuente: Cinco Días