Los inversores vuelven a apostar con fuerza por las compañías de torres de telefonía móvil. De nuevo, las empresa de este sector han marcado máximos históricos con el despegue de la telefonía móvil 5G y a caballo de las futuras ventas de emplazamientos por parte de las telecos.

La española Cellnex alcanzó el pasado miércoles un nuevo máximo histórico de 36,59 euros. La empresa, que ya vale en Bolsa casi 11.000 millones de euros, acumula una revalorización del 72% desde enero, a pesar de haber ampliado capital en 1.200 millones la pasada primavera.

Las previsiones de algunos analistas son positivas. Credit Suisse elevó el precio objetivo de la acción a 42 euros, por 40 euros de JPM, ante factores de crecimiento como el aumento del precio en los acuerdos de alquiler de emplazamientos, el aumento de torres para apoyar el fuerte aumento de la demanda de datos, y la llegada del 5G.

En EE UU, American Tower batió su máximo histórico este viernes, al acumular una revalorización anual del 45%. La compañía, que ha superado los 100.000 millones de dólares en capitalización bursátil por vez primera, elevó recientemente sus previsiones de Ebitda para el conjunto del año.

En esta línea, Crown Castle y SBA también superaron el viernes sus máximos históricos y registran ganancias en Bolsa en el año del 35% y el 60%, respectivamente. Según Bloomberg Intelligence, esta última está bien posicionada para registrar crecimientos orgánicos en los próximos tres años, con un aumento del portfolio entre el 5% y el 10% anual, con Latinoamérica como un mercado clave para la expansión. A su vez, China Tower, que agrupa las torres de las grandes telecos del país, acumula una revalorización anual del 23,6%.

Operaciones

Esta trayectoria alcista está coincidiendo con el desbloqueo de nuevas operaciones por parte de las telecos. Según Goldman Sachs, estas infraestructuras se han convertido en un sector atractivo gracias al aumento de los acuerdos para compartir redes entre operadoras, así como por la decisión de estas empresas de vender torres a grupos independientes como Cellnex o fondos de inversión especializados.

En este sentido, Vodafone ha sido protagonista este verano al anunciar la creación de una compañía, TowerCo, en la que ha agrupado sus emplazamientos de telefonía móvil. Entre las opciones que maneja el grupo figura la venta de una participación, bien de forma directa bien a través de una colocación en Bolsa.

Vodafone también ha establecido una alianza con Telecom Italia para integrar sus torres en el mercado transalpino, que podría generar, según HSBC, unas sinergias 3.000 millones de euros en términos de valor neto presente (NPV). Además, Vodafone y Telefónica contemplan la posible venta de una participación en CTIL, la compañía que agrupa sus torres de telefonía móvil en Reino Unido.

Orange, Hutchison, Telefónica, Telenor, KPN, Elisa, NOS, Tele2, Telenet… todas analizan posibles opciones ante un sector que está en movimiento. En febrero pasado, coincidiendo con su ampliación de capital, Cellnex afirmó que había identificado oportunidades para posibles adquisiciones por un importe de 11.000 millones de euros. El grupo, que ha sido el más activo en Europa, anunció en mayo un acuerdo para la compra y despliegue de emplazamientos en Italia, Francia y Suiza con Iliad y Salt, valorado en 4.000 millones. Posteriormente, pactó con BT la compra de 220 torres en Reino Unido por 113 millones.

Según Goldman, Cellnex cerrará más operaciones porque es el único operador verdaderamente independiente en Europa, está obteniendo la confianza de las telecos y su posicionamiento en varios países le permite ganar más sinergias para adquirir nuevos portfolios de torres frente a sus competidores.

Y es que, con estos pactos, Cellnex alcanzará una cartera de más de 45.000 torres y contratos a largo plazo por más de 36.000 millones, lo que le consolida como primer grupo europeo independiente.

Valoraciones del sector

Europa. El sector de las infraestructuras de telecos en Europa está siguiendo los pasos de EE UU si bien, según Goldman Sachs, tiene un largo camino por recorrer. Estos analistas indican que el ratio de compartición de emplazamientos en el Viejo Continente es de 1,3, frente a 2,4 en el mercado estadounidense. Los grupos independientes europeos solo representan el 20% del total de los emplazamientos, con un valor de empresa de 30.000 millones de dólares). En EE UU, por el contrario, American Tower, Crown Castle y SBA gestionan el 75% de los emplazamientos, con un valor de 230.000 millones.

Tipos de interés. Según HSBC, las nuevas decisiones en torno a la política monetaria, con anuncios de que los tipos de interés podrían registrar nuevas bajadas, deberían apoyar a compañías como Cellnex, que operan altamente orientados hacia su balance.

Compras. Cellnex continuará jugando un papel protagonista en la consolidación del sector de torres en Europa, según Credit Suisse, que cree que la empresa todavía puede comprar activos por un valor de empresa de 1.000 millones de euros sin tener que ampliar capital.

Fuente: Cinco Días