El gran casero de España planea instalar en sus tejados paneles fotovoltaicos tras el fin del impuesto al sol

La mayor inmobiliaria del país, Merlin Properties, ha comenzado a hacer pruebas para instalar la energía fotovoltaica en los tejados de su inmensa cartera de propiedades en España en dos años. La medida llega tras la derogación del conocido como impuesto al sol por parte del Ejecutivo socialista en octubre.

La compañía, que cuenta con activos por valor de 11.755 millones de euros, ha comenzado las pruebas con la instalación de placas fotovoltaicas en una propiedad logística de Valencia. Ahí valorará el mejor método y los resultados. En esa localización, la empresa prueba la forma de colocación (horizontal, vertical, inclinado), los costes y el ahorro que pueda generar en el consumo energético.

“El día que veamos los números claros, nos tiraremos en plancha”, sentenció el pasado martes Ismael Clemente, consejero delegado de Merlin Properties, en la quinta edición del Foro Solar, un encuentro que celebra anualmente la Unión Española Fotovoltaica (Unef). Clemente también anunció que incluirán puntos de recarga en sus inmuebles para automóviles eléctricos, proyecto en el que trabaja con la empresa estadounidense Tesla y la startup catalana Wallbox.

Nuevos lugares donde instalar placas

Bodegas. El sector fotovoltaico quiere expandir el negocio del autoconsumo ahora que el Gobierno ha puesto fin al denominado impuesto al sol. Y más allá de las bodegas de vinos, donde las placas solares son ampliamente conocidas y utilizadas, las empresas apuestan también por el mercado inmobiliario, entre otros. La patronal SolarPower Europe prevé que España se convierta en el primer mercado fotovoltaico europeo en 2019, con la instalación de 6.000 megavatios.

Merlin. La socimi cuenta con 140 activos de oficinas, 18 centros comerciales (con una superficie de 549.000 m2 y 47 activos logísticos (1,18 millones de m2). Además, controla el 48% de ZAL (Zona de Actividades Logísticas) del Port de Barcelona, donde se levantan 48 propiedades con 591.000 m2.

La intención de la socimi (sociedad cotizada de inversión en el mercado inmobiliario) del Ibex 35 es generar energía para el autoconsumo de sus inquilinos. Por tanto, descartan que su interés sea vender energía a través de la red. La compañía es el mayor casero de España en oficinas, centros comerciales y operadores logísticos.

La compañía ha comenzado por las naves logísticas porque es el lugar donde más eficiente serán las instalaciones, porque estas gigantescas naves son de una sola planta, por lo que existe una enorme capacidad para instalar placas en sus cubiertas. Si las pruebas son satisfactorias, el siguiente paso será probar en los centros comerciales y, por último, en las azoteas de los edificios de oficinas, que son los lugares con peor ratio en superficie.

Pero lo primero de todo, según la inmobiliaria, será analizar si es más barato para sus inquilinos. Actualmente, este gigante inmobiliario disfruta de una tarifa de gran consumidor, a un precio más barato que el de los hogares, así que desde la empresa se analizará si esta alternativa verde es realmente aún más asequible.

Es que en este de negocio prima la rentabilidad, desembolsos que no afecten a la cuenta de resultados. “Esto de la ecología es estupendo cuando es gratis”, afirmó Clemente con ironía. “El argumento de que lo verde mola no convence a mis clientes. Me piden que les hable de costes”, insistió. Hasta el punto de que puede perder un inquilino si Merlin decide trasladar esos gastos. Además, “las placas solares no tienen gran prensa porque han causado problemas en las estructuras y en el refuerzo de las naves, así como problemas de seguridad durante el mantenimiento”, explicó.

El gran casero de España planea instalar en sus tejados paneles fotovoltaicos tras el fin del impuesto al sol

De momento, al ser un plan inicial, la empresa no ha cuantificado la inversión necesaria para la instalación en todas sus propiedades.

El impuesto al sol (un peaje que se pagaba por las instalaciones de autoconsumo, establecido en 2015 por el Gobierno del PP) fue eliminado a principios del mes pasado mediante el real decreto ley 15/2018 de medidas urgentes para la transición energética y la protección de los consumidores. El Ejecutivo socialista cree que la medida favorecerá la reducción de la factura de luz.

Desde entonces, el sector fotovoltaico se muestra optimista. Si hace un año en el mismo foro las empresas contaban apenadas la limitación a estas instalaciones, ahora manifestaban su alegría por el cambio de rumbo. Sin embargo, todavía persisten algunos temores por la inestabilidad política y lo que puede suponer para el sector un cambio de Gobierno, que conlleve nuevas recetas energéticas.

Más información

Fuente: Cinco Días

By |2018-11-09T06:19:10+00:009 noviembre, 2018|Categories: Actualidad Económica, Cinco Días|Tags: , , , , , , , , , , , |Comentarios desactivados en El gran casero de España planea instalar en sus tejados paneles fotovoltaicos tras el fin del impuesto al sol